Códigos promocionales en los envíos

Cómo beneficiarme de los códigos promocionales

Uno de los aspectos en los que más suelen reparar los clientes de Sendiroo es en el precio. Este comparador ofrece unas tarifas muy económicas en envíos nacionales e internacionales. Con bastante frecuencia, además, se ofrecen códigos promocionales o cupones descuentos.

De esta forma tendrás la posibilidad de ahorrar mucho dinero cada vez que desees enviar un paquete. Estos códigos están compuestos por varios dígitos de letras y números. Para beneficiarte de ellos es preciso estar registrado. Una vez que estés identificado podrás introducir estos dígitos en el campo ‘Código de descuento’ que encontrarás en el formulario de envíos de Sendiroo.

En el caso de que no estés registrado, en el último paso se te recordará la posibilidad de darte de alta o iniciar sesión con tu usuario personal.

Estos códigos promocionales se pueden conseguir a través de diferentes canales. A lo largo del mes se envían varios correos electrónicos a los clientes con descuentos, que también se pueden obtener por medio de páginas web colaboradoras o las redes sociales.

Cualquier usuario registrado puede beneficiarse de ellos. Cuando introduzcas las información del envío en el formulario, además del código promocional, conocerás las tarifas y servicios de las empresas de mensajería con el descuento ya incorporado.

Motivos por los que no funciona el cupón descuento

Suele ocurrir con bastante frecuencia que cuando rellenamos el espacio con el código promocional el sistema no aplica el citado descuento. En ese caso es preciso que revises el origen de este cupón. La mayoría de los errores que se producen con estos códigos se deben a que están caducados, se trata de un cupón orientado hacia una agencia concreta o para un servicio concreto y es un cupón de un solo uso.

Gracias a ellos podrás ahorrar hasta un 70% en tus envíos con Sendiroo, así que no dudes en introducir los códigos en el formulario cada vez que quieras disfrutar de un servicio de mensajería económico. Con mucha frecuencia los encontrarás en tu correo electrónico.